Taza_de_café.jpeg

Las simples cosas

Dejar que las simples cosas nos encuentren otra vez cada día, que a nuestro lado haya la misma taza de café, los mismos zapatos, la misma tristeza de la infancia, y que de pronto, un inesperado y delicioso silencio nos abrigue y proteja, como un fuego nocturno.

"Apretar una cucharita entre los dedos y sentir su latido de metal, su advertencia sospechosa.. negar todo lo que el hábito lame hasta darle suavidad satisfactoria. Tanto más simple aceptar la fácil solicitud de la cuchara, emplearla para revolver el café."
 

Historias de cronopios y famas, Julio Cortazar

IMG_4128.jpeg